Tabla de La Santa Muerte

Algunos pasos

!Hola a tod@s¡ Hoy os voy a presentar el trabajo más polémico que he realizado: La Santa Muerte.

Y digo polémico porque esta bruja ha tenido un buen ejercicio de paciencia.

Atacada por unas cuantas mexicanas devotas de la Virgen de Guadalupe.

Resulta que ando metida en un grupo de puntillismo del que aprendo y en el que voy haciendo públicas mis pequeñas obras.

Al hacer pública la foto de este trabajo he sido crucificada por las beatas de Guadalupe, siendo un foco de atención mi obra.

Ya sabéis que las brujas somos pasto de las llamas ¡yo no iba a ser menos!.

Varias cosas feas, injustas e inciertas dijeron: que como había faltado el respeto a Guadalupe mostrándola en esta forma (calavera), que he insultado a la cultura patria mexicana, que era una aberración, que era una imagen maligna, que pintase una mierda en mi bandera a ver que me parecía, que, que, que… y todo malintencionadamente.

El motivo:

  1. La Santa Muerte, conocida cariñosamente entre sus devotos como La Flaquita, la Niña Blanca o La Señora existe desde mitad del S.XIX.
  2. Adorada por millones de mexicanos y en otras culturas, como la Argentina, por ejemplo.
  3. No se trata de una imagen maligna ni diabólica, es una Santa a la que se le pueden pedir milagros buenos o malos, todo puede ser objeto de deseo ante La Flaquita.
  4. La Flaquita nada tiene que ver con la Virgen de Guadalupe.

Podría seguir, pero pienso que no vale la pena. Sí que me apetecía contaros la anécdota que han hecho de mi trabajo, la obra maestra que todo artista desea: ha dado que hablar, ha movido consciencias y sobre todo, defensores del arte. La Santa Muerte será para siempre mi musa y mi mejor obra.

Esta tabla me la pidió mi marido el brujo como un capricho.

Al tener a Merlín de vacaciones decidí usar una tabla de madera que teníamos en un rincón de nuestro rincón de aquelarres. Estaba en bastante mal estado, pero ya sabéis, eso no es un problema para una buena bruja novata en el arte terrenal del puntillismo.

La Santa Muerte, conocida cariñosamente entre sus devotos como La Flaquita, la Niña Blanca o La Señora
Santa Muerte

Ahí comencé a pintar como una posesa de la mismísima Señora, punto a punto, sin escuchar, sin sentir, sin ver.

Me ha costado una semana, pero estoy más que orgullosa del resultado, juzgarme, por favor. ¿Merezco la hoguera?

Os he dejado algún enlace para que conozcáis a mi querida Flaquita… Espero que os guste y atrape tanto como lo ha hecho conmigo. Si es así y queréis información de algún tipo, no dudéis en hacérmelo saber escribiéndome un correo.

En estos momentos me han pedido una Virgen de Guadalupe para una buena clienta y amiga mexicana de la bruja de mi cuñada, le pediré a mi Flaquita que me guíe para hacerla…

Esperamos que os haya gustado la Flaquita, el equipo de La Brújula de las Manualidades.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s