Los muebles

Lo importante es aprovechar el espacio de la forma más económica posible y con muebles que resistan el peso

No se si os he contado que las brujas no tenemos dinero para ir a una casa de muebles y poder ambientar nuestra casa.

Así que utilizamos nuestros poderes para llenar nuestras casas y poder colocar nuestras herramientas.

Para ello nos valemos de unos cuantos cartones, papeles de embalaje o regalo, tijeras, pinceles, cinta americana y muchos litros de cola.

Imaginación al poder.

Se trata de un trabajo laborioso cuyo fruto es tan variado como un campo de verdeo.

Desde una mesita a una estantería pasando por ocultadores para bombonas de butano.

Todo depende del momento y la necesidad, siempre hay algo que hacer como veis.

Transformar los cartones en muebles conlleva mucho trabajo y tesón, de ello se encarga la Bruja Paka, es nuestra especialista.

Se dan las medidas y la forma y color que deseamos y en cuestión de días ¡Zas! mueble al canto.

Entre lo último que ha hecho encontramos diversas estanteríasy un mueble rinconera para un espacio muerto que teníamos detrás de la puerta (en la foto tenéis la muestra).

Lo importante es aprovechar el espacio de la forma más económica posible y con muebles que resistan el peso.

Comprobad que las librerías ya tienen libros, pesados, todo sea dicho.

También las utilizamos para los objetos esotéricos que elaboramos tras días de pócimas protectoras y recargas –solares o lunares-.

Posamos los objeto en ellas hasta hasta su adopción.

La Bruja Paka acepta peticiones y las realiza con esmero. Para ello se coloca la verruga pertinente junto a la bata de trabajar, se pone una cerveza, manos a la obra y “voilá”, mueble creado.

No importa el color, ni la forma. Sólo nos interesa el resultado y la utilidad.

Si se tratan con delicadeza pueden durar tanto como un mueble convencional y, para colmo, nos sale más económico que uno de tienda.

Se pueden colocar donde se necesiten.

Depende del lugar donde vayan a colocarse se lacan para aguantar humedades.

Pueden limpiase sin miedo a que se dañen.

Tienen peso pluma para lo mucho que aguantan, así que ya sabéis: reciclando se puede dar vida útil a un material que puede terminar en la basura o en el mar (en el peor de los casos).

Si os han gustado nuestros muebles y estás interesad@s en alguno de ellos, o queréis información personalizada, no dudéis en contactar a través de este correo.

Esperamos que os haya gustado e interesado, el equipo de La Brújula de las Manualidades.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s